El pianista misterioso es alemán y apenas sabe tocar una nota


El inquietante personaje a quien se tomó por un enfermo sólo capaz de expresarse a través de la música ha decidido hablar y revelar algunos datos de su identidad

Tras casi cinco meses ingresado en un hospital psiquiátrico, El Pianista decidió el viernes liquidar el asunto. "¿Piensas hablarnos hoy?", le dijo una enfermera, como de costumbre, al entrar en su habitación. "Sí, creo que lo haré", contestó entonces el ya célebre amnésico. Entre otras cosas, ha declarado ser alemán y gay. Además, se ha sabido que cuando fue encontrado acababa de llegar de Francia tras ser despedido de su trabajo y que es hijo de un granjero.

El pasado 7 de abril, el misterioso sujeto fue encontrado vagando por una carretera en la ciudad costera de Sheernes, en Kent, al sur de Inglaterra. Vestía un elegante traje completamente empapado y no soltaba prenda cuando la policía le interrogó. Tras ser internado y proseguir con su actitud silenciosa, dibujó un piano y una bandera de Suecia. Ambas cosas pusieron en la romántica pero falsa pista a sus terapeutas. Se dijo entonces, tras situarle frente a las teclas del piano de la capilla del hospital, que tocaba de maravilla y que interpretaba, entre otros, nada menos que a Chaikovski. Sin embargo, tras la investigación realizada por el tabloide británico The Daily Mirror, aunque a los avispados melómanos del centro psiquiátrico pudiera sonarles al Lago de los cisnes, no tocó más que una nota repetida varias veces. ¿Quizá Stockhausen?

Al parecer, El Pianista, como le apodó la policía británica, había trabajado bastante tiempo con enfermos mentales de los que podría haber mimetizado algunas actitudes. Sólo así se explican algunos el despiste que llevaban los doctores que lo trataron y que se debatían entre la esquizofrenia y el autismo como posibles causas de su persistente silencio. Las autoridades alemanas confirmaron ayer que se trata de un joven de 20 años procedente de Baviera y que viajó a Alemania el pasado sábado.

Su historia sedujo a medio mundo. Desde Japón hasta Noruega circularon rumores sobre su identidad. Primero se pensó que era un músico callejero francés; después, los miembros de una banda de rock checa le reclamaron como antiguo integrante, pero el verdadero miembro desaparecido tuvo que salir a la palestra catódica para desmentirlo. Ahora, los directivos del hospital estudian denunciar a El Pianista por el tiempo y el dinero que les ha hecho perder con su fraudulenta actitud.

Autor: DANIEL VERDÚ
Medio: ELPAIS.es
Fecha: Martes 23 de agosto de 2005
Notas: © Diario EL PAÍS S.L.
ID: 1977 Editar

<- Anterior | Siguiente ->
Volver al menú
Imprimir esta página